Este portal utiliza cookies para mejorar tu experiencia de usuario, así como recopilar información estadística. Si continúas navegando, aceptas su uso.

UGT exige rectificación a "El Mundo" por la información: "Las medallas de la discordia"

Noticias de UGT
Tipografia
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La periodista Silvia Moreno vuelve a utilizar la falacia y la manipulación contra la imagen de UGT-A. Saltándose todas las normas de la deontología profesional.

  • Miente, asegurando que UGT-A está investigada por presunta corrupción, cuando es radicalmente falso.
  • Manipula y ataca, sin que aporte nada a la información, a la intachable imagen de la secretaria general de UGT-A, cuando utiliza de cabecera una foto de la presidenta de la Junta, Susana Díaz, y Carmen Castilla, en un acto de 2014. La secretaria de UGT-A no tenía ningún cargo en el sindicato en la época en la que se gestionaron los expedientes a los que hace referencia la investigación que cita la noticia.
  • Es falso que la opinión pública haya puesto en duda la medalla de UGT-A. Sobre la que se ha generado controversia y debate es la concedida al director de El País, Antonio Caño, al otorgarse el mismo año que ha dirigido el cierre de la edición andaluza. En su día también generó debate la de Isabel Pantoja, pero hoy no tiene sentido alguno, pues la Junta se la retiró tras la sentencia inculpatoria firme, más allá de la polémica de si la ha devuelto físicamente o no, lo que no tiene relevancia.
  • Oculta información cuando habla de los ERE: UGT-A está personada en el caso ERE como acusación popular, como parte afectada y volvemos a insistir, que no investigada.
  • Oculta información cuando se refiere a la reclamación de devolución de subvenciones por parte de la Junta: esas reclamaciones están recurridas judicialmente, y las únicas dos sentencias dictadas han sido favorables a UGT.
  • No ha contrastado la información, sólo ha utilizado los argumentos que le interesan para atacar a UGT-A.
  • Pretende poner en cuestión la medalla de Andalucía concedida a UGT-A, cuando los argumentos por los que se le concedió siguen plenamente vigentes y cuando la organización no ha sido condenada por ningún hecho delictivo.


Por todo ello UGT-A vuelve a exigir a El Mundo una rectificación, por una información que considera falaz y tendenciosa, con el único objetivo de atacar la imagen del sindicato, y que ofende a la profesión periodística, por su falta de rigor y vulneración de las más elementales normas de deontología profesional. Esperamos que la dirección del periódico valore nuestros argumentos, como ha hecho en otras ocasiones.